Plan General del Turismo Sostenible de Andalucía META 2027

3.2 Análisis de competitividad de Andalucía como destino turístico

La competitividad turística de un destino puede ser definida como esa inteligencia turística para la creación de una oferta sostenible en el mercado y su capacidad de respuesta. Integra, por tanto, tanto los recursos locales, como la sostenibilidad social. Todo ello, en una visión holística que posibilite progreso en la comunidad.

Este conjunto de elementos genera valor añadido, a la vez que contribuye a conservar posiciones ventajosas en mercados internacionales. En aras de continuar con una estrategia de diversificación e inteligencia de mercados turísticos se promueve la innovación y puesta en marcha de nuevas propuestas de valor que consoliden el producto andaluz.

En términos de competitividad turística, Andalucía cuenta con un expertise derivado de la economía de la experiencia. Es un destino pionero con más de setenta años de trayectoria empresarial, con una satisfactoria consolidación de su oferta turística y con la internacionalización de los valores de su marca.

A nivel nacional, España ostenta por tercera vez consecutiva el reconocimiento como país más competitivo de turismo a nivel mundial, según el Informe sobre Competitividad en Viajes y Turismo del 2019 del Foro Económico Mundial. En ese mismo marco, en materia de competitividad turística, Andalucía acompaña al patrón turístico nacional, destacando en varios ítems clave como son gran extensión y valor de recursos naturales, patrimonio monumental reconocido por la Unesco y una intensa labor en generar un ecosistema empresarial fuerte.

Las principales variables, de configuración a nivel de competitividad de Andalucía con referencia al diagnóstico internacional mencionado, son los excelentes recursos naturales y culturales, que también son uno de los aspectos más valorados en los índices de satisfacción. Dichos índices son recogidos por las diversas investigaciones desarrolladas por el Departamento de Sistema de Análisis y Estadística del Turismo de Andalucía (SAETA).

De este profundo análisis, de los factores competitivos de la propuesta turística andaluza, se destacan el entorno cultural, social, la calidad de la oferta alojativa y la gastronomía. Esto propicia un alto índice de fidelidad turística, palanca de desarrollo y sostenibilidad económica por excelencia del destino.

El patrimonio cultural andaluz ostenta multitud de reconocimientos internacionales de la UNESCO. Andalucía cuenta con importantes recursos monumentales con la declaración como bienes Patrimonio Mundial. Del mismo modo, este extenso patrimonio cultural está integrado por numerosos conjuntos históricos fruto del paso de numerosas civilizaciones y culturas que han dejado un milenario legado artístico y han creado una sinergia con el binomio cultura y turismo. En este sentido, se hace necesario apoyar las potencialidades comunicativas de la marca Andalucía con intangibles de un calado de profunda vinculación emocional del visitante como son los factores asociados con el patrimonio inmaterial.

En Andalucía existe un importante abanico de bienes declarados Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, entre ellos algunos de índole gastronómica como la Dieta mediterránea, musical como el Flamenco, o expresión de tradiciones como la Fiesta de los Patios de Córdoba, entre otros. La preservación de estas tradiciones forma parte de la estrategia necesaria para la sostenibilidad cultural, fortaleciendo la competitividad del sector turístico de Andalucía.

3.2.1 Claves de competitividad turística en Andalucía

El turismo actúa como fórmula de ignición del motor económico en Andalucía, siendo uno de los focos principales en la hoja de ruta de las políticas públicas y de la agenda de colaboración público-privada.

Hacer un diagnóstico de competitividad de un destino exclusivamente desde el prisma de su demanda es sólo una aproximación incompleta. El posicionamiento competitivo de Andalucía se compone de un multiprisma factorial, en el que se encuentra el territorio y otras variables como son las infraestructuras, precio, patrimonio cultural, seguridad, preservación medioambiental, orientación del destino hacia la sostenibilidad, e interacción social con las comunidades locales y comunicaciones, entre otras.

3.2.2 Modelo de desarrollo competitivo

En base a los trabajos de análisis documental y diagnóstico competitivo de la oferta andaluza se establecen áreas clave como son:

  • Nuevo paradigma de cambio en las demandas.
  • Estrategias regionales de Innovación y Especialización Inteligente (RIS3).
  • Atracción de la inversión privada como palanca de desarrollo.
  • Estrategias de diversificación y observatorio de tendencias.
  • Inversión en I+D+I.
  • Economía digital, globalización y tecnología están generando una nueva capa empresarial de trabajadores digitales que configuran una industria basada en el modelo bressuire.
  • Colaboración público-privada y público–público.

3.2.3 Diagnóstico de los prismas de competitividad turística de Andalucía

Andalucía es un destino con gran capacidad de aprendizaje y muy resiliente, hechos que ha demostrado en anteriores cambios de ciclo económico. Es por ello que la incorporación de conocimiento al modelo productivo turístico se hace fundamental. Estas implementaciones se realizan para fortalecer el modelo de desarrollo económico, con el turismo como vehículo conductor.

La productividad en la industria turística, está experimentando grandes cambios, gracias a la automatización de procesos de marketing y la incorporación masiva de tecnología en las pymes andaluzas.

El fortalecimiento empresarial va, por tanto, de la mano de la competitividad turística. Una premisa que se hace indispensable para establecer los parámetros de un buen desarrollo del ecosistema empresarial que influirá de forma directa en la oferta turística.

Siguiendo la metodología trazada en su informe por el Foro Económico Mundial analizamos a continuación los grandes prismas que articulan los resultados en materia de competitividad turística.

Desestacionalización y reequilibrio socio-territorial Prisma competitividad en valor y precios
Planificación estratégica en turismo Prisma calidad, seguridad e higiene en destino
Desarrollo de la cultura emprendedora e innovación en conocimiento Confianza turística era Post COVID-19
Implantación de soluciones y difusión del conocimiento Prisma competitividad tecnológica del destino